Tuesday, February 18, 2014

EL CICLO QUE MARCA EL KARMA DE LAS GENERACIONES VENEZOLANAS

EL CICLO QUE MARCA EL KARMA DE LAS GENERACIONES VENEZOLANAS
Recibidos

Claudia Roffé

 
11 de feb. (hace 7 días)

NOTA PARA LOS NO CREYENTES: no se afinquen en Saturno sino en el análisis de los sucesivos períodos históricos. Es interesante, confirma el planteamiento de Ana Teresa Torres en su libro "La herencia de la tribu": la sociedad venezolana no ha completado y cerrado el proceso dialéctico que vive desde la época de la Independencia, pasa de la tesis a la antítesis una y otra vez y no logra producir la síntesis para seguir adelante.
Very interesting



EL CICLO DE SATURNO MARCA EL KARMA DE LAS GENERACIONES VENEZOLANAS Por Enriqueta Bruni 
Cuántas veces hemos escuchado que "Cada país tiene los
gobernantes que se merecen". Si esto lo analizamos bajo la lupa de la
ley del karma es porque lo que tenemos ahora es consecuencia de
nuestras acciones pasadas. Es cierto que un mal gobernante puede
incluso arruinar a una nación entera y causar grandes sufrimientos,
pero los karmas colectivos se pueden cancelar si hacemos buenas
acciones, experimentamos el dolor que le causamos a otros, ayudamos a
través de la oración para que quienes estuvieron antes de nosotros
sean liberados y honramos a nuestros ancestros. Hay 7 leyes
espirituales y en ellas aparece la ley del karma o ley de causa y
efecto. Esta ley dice que cada acción genera una fuerza de energía que
regresa a nosotros de igual manera. Cosechamos lo que sembramos. Y
cuando optamos por acciones que les producen alegría y éxito a los
demás, el fruto de nuestro karma es también alegría y éxito. En el
universo jamás queda una deuda kármica pendiente. Es decir, que si le
quitamos algo a alguien, la vida no los va a quitar. Si matamos,
también nos va a tocar experimentar ese sufrimiento de perder a algún
ser querido. Es ley de vida. Cada persona desde que nace, arrastra su
karma personal, el de su familia y el del país, hasta por 7
generaciones. Una generación dura unos 29 años que es el tiempo que
dura en completar su órbita el planeta Saturno (el Kronos de los
griegos). Si tenemos en cuenta que a la edad de catorce o quince años
el joven está físicamente maduro para procrear, al alcanzar los 29
años de edad (ciclo de Saturno) uno ya podría ser abuelo. El segundo
retorno de Saturno que ocurre cada 56 a 59 años sirve para recoger lo
que hemos sembrado 29 años atrás. También para ese momento el Nodo
norte vuelve a estar en el mismo signo por donde transito hace 57 años
(aproximadamente) Para entender el momento histórico astrológico
karmático que está viviendo Venezuela necesitamos multiplicar un ciclo
de Saturno (29 años aproximadamente) x 7 (7 generaciones) y nos da 203
años. Si a este número le restamos el año actual: 2014, llegamos a
1811, que es cuando nació VENEZUELA como país, un 5 de Julio. Para esa
fecha el planeta Saturno desde Sagitario le estaba haciendo por
aspectos una cuadratura partil al Nodo Norte en Virgo. Entonces, para
tener una República se requería muchísimo esfuerzo adicional. Cosa que
ocurrió luego de haber firmado el acta de Independencia el 5 de Julio
de 1811 con todas las Guerras y Batallas del siglo XIX.
Cuando el planeta Saturno y el Nodo Norte se juntan para formar algún
aspecto es como cuando una puerta se abre para que inicie algo nuevo.
En nuestro país ese periodo que comenzó en 1811 se está acercando al
cierre del segundo ciclo en donde tanto el planeta Saturno como el
Nodo Norte se volverán a encontrar formando de nuevo una cuadratura,
igual a la del 5 de Julio, con el Nodo Norte en Virgo y el planeta
Saturno en Sagitario. Esa misma configuración planetaria la volveremos
a tener en abril de 2016 (3 años después de las elecciones de abril de
2013). De seguir en este proceso lo más probable es que se solicité
por la vía constitucional un referéndum para la salida de Nicolás
Maduro. Esto quiere decir que para el 2016 los venezolanos ya
deberíamos haber pagado deudas pendientes de nuestros antepasados. El
sufrimiento que algunos experimentan por la situación país es un
residuo de experiencias pasadas no sanadas. A la luz de la astrología
y analizando los ciclos del planeta Saturno con el Nodo Norte podemos
entender un poco cual es el karma que tenemos como país y como
integrantes de una sociedad. La historia y la astrología con sus
ciclos permite que repitamos historias para poderlas liberar. Desde
que nacimos como I República han pasado 7 generaciones, pero muchos de
esos procesos siguen aun abiertos. Los venezolanos que estamos ahora
en el país llevamos en nuestro subconsciente cargas de las
generaciones pasadas. La división de las 7 generaciones está basada en
un análisis personal y pueda que deba ser estudiada con mayor detalle,
pero revisando los ciclos de Saturno y el Nodo hay información
importante para entender hacia dónde vamos y no repetir la lección.
Primera Generación de Venezolanos: 1811- 1839 Años en donde se pierden
tres Repúblicas y en donde los conservadores luchaban por permanecer
en el poder. El haber continuado igual con la estructura social y
económica de la colonia, una vez realizada la independencia
(conservación de la esclavitud; mantenimiento de los latifundios;
predominio de la clase propietaria en el gobierno) son las causas de
que en Venezuela nazca una primera generación de venezolanos con un
descontento social y económico, el cual sigue arrastrándose hasta la
actualidad. En 1839, José Antonio Páez es electo por segunda vez
presidente constitucional y en torno a él se unieron los máximos
representantes de la oligarquía conservadora. Para esa fecha José
Antonio Páez había amasado una considerable fortuna, siendo
propietario de los hatos más grandes del país. Poco tiempo después
nace el primer partido político en Venezuela: El partido Liberal quien
se opondría a las políticas del gobierno de Páez y sería protagonista
de la historia política de la segunda mitad del siglo XIX venezolano.
Puede decirse que esta generación finaliza pasándole factura a la
Oligarquía Conservadora que dominó el país desde la I hasta el inicio
de la IV República. Al igual que 1811 el planeta Saturno se encontraba
transitando en el signo de Sagitario, pero en 1839 le estaba haciendo
cuadratura al nodo norte en Piscis: El mismo nodo que tenía nuestro
Libertador Simón Bolívar.

Segunda Generación de Venezolanos: 1840 - 1869 Años de revueltas,
rebeliones y una Guerra Federal propulsada por Ezequiel Zamora y
apoyada por los campesinos y esclavos que estaban inconformes con los
latifundistas. El saldo de la Guerra Federal fue de devastación y
pobreza y trajo pérdidas humanas y económicas tanto en el comercio,
agricultura y en la ganadería. Esta generación cierra con un país sin
recursos ni actividades manufactureras de bienes de consumo que
surtieran el mercado interno y disminuyeran la dependencia de las
mercancías importadas. Esta segunda generación de venezolanos quedan
huérfanos de padres debido a las guerras y cargan un alto grado de
resentimiento por quienes consideran que son los responsables de su
desgracia. Los padres de estos venezolanos huérfanos son los caudillos
militares, quienes, después de la guerra, pasaron a ser los jefes
políticos y comandantes de armas de las regiones. En los meses de
febrero, marzo de 1868 el planeta Saturno se encontraba en Sagitario y
el nodo norte en Virgo y es cuando comienza el gobierno azul de los
Monagas El 25 de marzo de 1868, el general José Tadeo Monagas se
pronunció contra las autoridades. En un manifiesto desde El Roble,
dirigido a sus amigos personales y políticos, expresó su preocupación
por el angustioso estado de Venezuela a la que calificó como "el más
desgraciado entre todos los combatidos países de Sudamérica" que sólo
conservaba la virtud de de sus habitantes y el territorio sobre el que
el que ellos vivían. Criticó la desaparición de la moral, de la
obediencia, pues quien mandaba no lo hacía con respecto hacia la ley.
Eso traía como consecuencia el deterioro económico. Sin embargo, no
infirió culpas, sino que propuso olvidar el pasado, restaurando la
paz.

En el segundo retorno de Saturno al Saturno natal de Venezuela, a
finales de 1869 este planeta le estaba haciendo por aspectos un
trígono al nodo norte que se encontraba en leo, por lo que las
condiciones estaban dadas para que un militar asumiera en la siguiente
generación, el control de Venezuela: El caudillo liberal Antonio
Guzmán Blanco. Habían pasado 58 años, desde aquel 5 de Julio de 1811 y
las guerras, insurrecciones y revoluciones no habían resuelto ningún
problema lo únicos que se beneficiaban eran los poderosos que estaban
en el gobierno. Tercera Generación de Venezolanos: 1870 - 1899 Antonio
Guzmán Blanco es el protagonista de esa generación de venezolanos
quienes ven en el caudillo a un padre que hasta se responsabilizó por
la educación de sus hijos firmando un decreto de instrucción pública,
gratuita y obligatoria. Años donde el país comienza a asomar signos de
modernidad influido por sus gustos parisinos y su ideología masónica.
El país comienza a arrojar saldos favorables en su economía y se crea
al bolívar como moneda nacional Este período finaliza con la muerte de
Guzmán Blanco (1899) y el inició de la dictadura de Cipriano Castro.
Para 1899 Saturno vuelve a pasar factura desde Sagitario apoyado
también por el Nodo Norte en ese signo. Una conjunción planetaria que
exigía que el país comenzará un siglo XX abriendo sus puertas a la
modernidad. Era el momento para estudiar, prepararnos, ser libres y
tener fe.

Cuarta Generación de Venezolanos: 1900 - 1928 Esta generación está
marcada por dos andinos "compadres" que se quedan en el poder:
Cipriano Castro y Juan Vicente Gómez quienes utilizan todas las formas
de violencia contra la nación. Ambos caudillos conforman la hegemonía
tachirense y para permanecer en el poder se apoyarían con el ejército
y con los negocios que hacían con compañías extranjeras. Dos gobiernos
que marcan a una generación de venezolanos de padres ausentes ya que
ambos tuvieron una infinidad de concubinas con quienes llegaron a
tener un centenar de hijos. Juan Vicente Gómez tuvo 74 hijos censados
y Cipriano Castro unos 22 Fuente:
http://ramonurdanetavenezuela.blogspot.com/2012/02/esposas-y-amantes-de-los-presidentes.html
Este período finaliza en 1928 con unos estudiantes que dan inicio a la
"Generación del 28" Ellos protagonizaron un movimiento de carácter
académico y estudiantil que derivó en un enfrentamiento con el régimen
de Juan Vicente Gómez. Para esa fecha el planeta Saturno volvía a
estar en Sagitario, pero esta vez haciéndole oposición al Nodo Norte
en Géminis. Eso astrológicamente significaba que aun esos estudiantes
tenían que crecer y madurar. Llegarían a ser premiados y a recoger los
frutos de sus esfuerzos en el próximo retorno de Saturno, unos 29 años
después.

Quinta Generación de Venezolanos: 1929- 1958 Una generación marcada
por militares andinos en el poder desde Gómez hasta Pérez Jiménez. Los
últimos 10 años tuvieron como protagonista a un militar que tenía el
mismo nodo en Piscis de Simón Bolívar y tenía el sueño de modernizar y
cambiar a los venezolanos. Como dato curioso el día que la dictadura
de Pérez Jiménez cae, el planeta Saturno está a los mismos grados del
Saturno natal de la carta natal de Venezuela: 21 grados de Sagitario.
Se estaba cerrando un ciclo en Venezuela. Habían pasado 147 años y 5
retornos de Saturno desde aquel 5 de Julio y los venezolanos pensaban
que por fin la democracia traería una nueva forma de gobernantes. Unos
meses después de la caída de Pérez Jiménez, el 31 de octubre de 1958,
cuando se firma el pacto de Punto Fijo para lograr una coalición de
las 3 fuerzas políticas (AD, COPEI, URD), el planeta Saturno y el Nodo
están formando en el cielo un sextil, igual que en 1810 cuando es
declarada la independencia el 19 de Abril.

El 7 de Diciembre del 58 tuvimos las primeras elecciones de la era
democrática y es electo Rómulo Betancourt un líder de la generación
del 28, esta vez Saturno premia el esfuerzo y quiere un gobierno con
orden y estructura conservadora. Lo malo de ese Saturno en Sagitario
es que su visión es estrecha favoreciendo sólo a unos pocos. Sexta
Generación: 1959 - 1987 Años de democracia signados por el
bipartidismo de Acción Democrática y Copei. Para finales de esa
generación los venezolanos estábamos viviendo un control de cambios
RECADI que era utilizado por funcionarios públicos, empresarios,
políticos y particulares para traficar influencias, otorgar y recibir
privilegios, ventajas económicas, evadir leyes y lucrarse. Para enero
de 1988 un Saturno en Sagitario cuadrado a un Nodo Norte en Piscis
estaba indicando que vendrían tiempos de restricciones. Ya se habían
acabado el tiempo de las vacas gordas. Los venezolanos necesitábamos
esforzarnos si queríamos recoger buenos frutos para la próxima
generación.

Esta configuración planetaria entre Sagitario y Piscis fue la misma
que trajo por segunda vez al poder a José Antonio Páez en el siglo
XIX. Ahora en el siglo XX, esa configuración contribuiría a traer por
segunda vez al poder a Carlos Andrés Pérez Séptima Generación: 1988 -
2016 Nos estamos acercando a otro retorno de Saturno en Sagitario que
es cuando recogeremos lo sembrado en esta generación. Adicionalmente a
ello estamos limpiando el karma de nuestros antecesores quienes
contribuyeron a que nosotros estuviésemos en este pedazo de territorio
que se llama ahora República Bolivariana de Venezuela. No es casual
que para 1999 cuando se crea la V República y se le cambia el nombre
al país, el planeta Saturno estaba transitando en modo retrógrado.
Algo del pasado debía ser enmendado y corregido. En estas 7
generaciones fueron los jóvenes que apostaron por el futuro de
Venezuela: el 12 de Febrero de 1814 con la Batalla de la Victoria, la
generación del 28, el 23 de enero del 58, el 11 de Abril del 2002.
Está séptima generación de venezolanos trae toda la carga de memorias,
sufrimientos, miedos, resentimientos, rabias de quienes lucharon por
tener un mejor país. Algunos perdieron la vida como Mónica Spear sin
poder ver el desenlace de este capítulo en la historia venezolana.
Otros venezolanos están actuando y no es casual que dos líderes de la
oposición venezolana sean Leopoldo López, Henrique Capriles Radonsky
quienes en un estudio realizado por el Instituto Venezolano de
Genealogía indica que son descendientes de Simón Bolívar.
http://www.ivgenealogia.org.ve/index_archivos/trabajos.htm Cuantos bisnietos de Juan Vicente Gómez hay ahora en Venezuela? Y de Cipriano
Castro? Y de Ezequiel Zamora? Y de Maisanta? Es obvio de que en
nuestros genes hay resentimiento, rabia, impotencia y eso se refleja
en lo que estamos viviendo en la actualidad. Antes eran los negros,
los esclavos, las mujeres quienes reclamaban sus derechos, ahora lo
hacen los motorizados, los empleados, los damnificados. En todos los
casos tenemos situaciones de exclusión que se siguen arrastrando de
generación en generación. Ya para finales de este año y
específicamente para el 2015 el Nodo Norte volverá a estar en libra y
le hará un sextil a Saturno en Sagitario, igual que en 1810 que
significo el inicio del proceso para liberarnos del yugo español. En
aquella época éramos Capitanía de España. Ahora para muchos seguimos
estando bajo el dominio de otros que siguen apoderándose de nuestras
riquezas. El universo nos volverá a regalar otra oportunidad para que
en Venezuela hagamos las cosas diferentes, siempre y cuando tomemos
conciencia y revisemos con mucha integridad cuál es la causa raíz de
que en estos momentos estamos atrayendo esta situación. El ver nos
hará LIBRES!! Fuente Enriqueta Bruni Blog



2014-02-05 23:04 GMT-04:30 Matias Herrera <herrmatias@gmail.com>:


---------- Forwarded message ----------
YA TE HICE EL DEPOSITO VER ANEXO, AL FONDO



EL CICLO DE SATURNO MARCA EL KARMA DE LAS GENERACIONES VENEZOLANAS Por
Enriqueta Bruni

EL CICLO DE SATURNO MARCA EL KARMA DE LAS GENERACIONES VENEZOLANAS Por
Enriqueta Bruni Cuántas veces hemos escuchado que "Cada país tiene los
gobernantes que se merecen". Si esto lo analizamos bajo la lupa de la
ley del karma es porque lo que tenemos ahora es consecuencia de
nuestras acciones pasadas. Es cierto que un mal gobernante puede
incluso arruinar a una nación entera y causar grandes sufrimientos,
pero los karmas colectivos se pueden cancelar si hacemos buenas
acciones, experimentamos el dolor que le causamos a otros, ayudamos a
través de la oración para que quienes estuvieron antes de nosotros
sean liberados y honramos a nuestros ancestros Hay 7 leyes
espirituales y en ellas aparece la ley del karma o ley de causa y
efecto. Esta ley dice que cada acción genera una fuerza de energía que
regresa a nosotros de igual manera. Cosechamos lo que sembramos. Y
cuando optamos por acciones que les producen alegría y éxito a los
demás, el fruto de nuestro karma es también alegría y éxito. En el
universo jamás queda una deuda kármica pendiente. Es decir, que si le
quitamos algo a alguien, la vida no los va a quitar. Si matamos,
también nos va a tocar experimentar ese sufrimiento de perder a algún
ser querido. Es ley de vida. Cada persona desde que nace, arrastra su
karma personal, el de su familia y el del país, hasta por 7
generaciones. Una generación dura unos 29 años que es el tiempo que
dura en completar su órbita el planeta Saturno (el Kronos de los
griegos). Si tenemos en cuenta que a la edad de catorce o quince años
el joven está físicamente maduro para procrear, al alcanzar los 29
años de edad (ciclo de Saturno) uno ya podría ser abuelo. El segundo
retorno de Saturno que ocurre cada 56 a 59 años sirve para recoger lo
que hemos sembrado 29 años atrás. También para ese momento el Nodo
norte vuelve a estar en el mismo signo por donde transito hace 57 años
(aproximadamente) Para entender el momento histórico astrológico
karmático que está viviendo Venezuela necesitamos multiplicar un ciclo
de Saturno (29 años aproximadamente) x 7 (7 generaciones) y nos da 203
años. Si a este número le restamos el año actual: 2014, llegamos a
1811, que es cuando nació VENEZUELA como país, un 5 de Julio. Para esa
fecha el planeta Saturno desde Sagitario le estaba haciendo por
aspectos una cuadratura partil al Nodo Norte en Virgo. Entonces, para
tener una República se requería muchísimo esfuerzo adicional. Cosa que
ocurrió luego de haber firmado el acta de Independencia el 5 de Julio
de 1811 con todas las Guerras y Batallas del siglo XIX.

Cuando el planeta Saturno y el Nodo Norte se juntan para formar algún
aspecto es como cuando una puerta se abre para que inicie algo nuevo.
En nuestro país ese periodo que comenzó en 1811 se está acercando al
cierre del segundo ciclo en donde tanto el planeta Saturno como el
Nodo Norte se volverán a encontrar formando de nuevo una cuadratura,
igual a la del 5 de Julio, con el Nodo Norte en Virgo y el planeta
Saturno en Sagitario. Esa misma configuración planetaria la volveremos
a tener en abril de 2016 (3 años después de las elecciones de abril de
2013). De seguir en este proceso lo más probable es que se solicité
por la vía constitucional un referéndum para la salida de Nicolás
Maduro. Esto quiere decir que para el 2016 los venezolanos ya
deberíamos haber pagado deudas pendientes de nuestros antepasados. El
sufrimiento que algunos experimentan por la situación país es un
residuo de experiencias pasadas no sanadas. A la luz de la astrología
y analizando los ciclos del planeta Saturno con el Nodo Norte podemos
entender un poco cual es el karma que tenemos como país y como
integrantes de una sociedad. La historia y la astrología con sus
ciclos permite que repitamos historias para poderlas liberar. Desde
que nacimos como I República han pasado 7 generaciones, pero muchos de
esos procesos siguen aun abiertos. Los venezolanos que estamos ahora
en el país llevamos en nuestro subconsciente cargas de las
generaciones pasadas. La división de las 7 generaciones está basada en
un análisis personal y pueda que deba ser estudiada con mayor detalle,
pero revisando los ciclos de Saturno y el Nodo hay información
importante para entender hacia dónde vamos y no repetir la lección.
Primera Generación de Venezolanos: 1811- 1839 Años en donde se pierden
tres Repúblicas y en donde los conservadores luchaban por permanecer
en el poder. El haber continuado igual con la estructura social y
económica de la colonia, una vez realizada la independencia
(conservación de la esclavitud; mantenimiento de los latifundios;
predominio de la clase propietaria en el gobierno) son las causas de
que en Venezuela nazca una primera generación de venezolanos con un
descontento social y económico, el cual sigue arrastrándose hasta la
actualidad. En 1839, José Antonio Páez es electo por segunda vez
presidente constitucional y en torno a él se unieron los máximos
representantes de la oligarquía conservadora. Para esa fecha José
Antonio Páez había amasado una considerable fortuna, siendo
propietario de los hatos más grandes del país. Poco tiempo después
nace el primer partido político en Venezuela: El partido Liberal quien
se opondría a las políticas del gobierno de Páez y sería protagonista
de la historia política de la segunda mitad del siglo XIX venezolano.
Puede decirse que esta generación finaliza pasándole factura a la
Oligarquía Conservadora que dominó el país desde la I hasta el inicio
de la IV República. Al igual que 1811 el planeta Saturno se encontraba
transitando en el signo de Sagitario, pero en 1839 le estaba haciendo
cuadratura al nodo norte en Piscis: El mismo nodo que tenía nuestro
Libertador Simón Bolívar.

Segunda Generación de Venezolanos: 1840 - 1869 Años de revueltas,
rebeliones y una Guerra Federal propulsada por Ezequiel Zamora y
apoyada por los campesinos y esclavos que estaban inconformes con los
latifundistas. El saldo de la Guerra Federal fue de devastación y
pobreza y trajo pérdidas humanas y económicas tanto en el comercio,
agricultura y en la ganadería. Esta generación cierra con un país sin
recursos ni actividades manufactureras de bienes de consumo que
surtieran el mercado interno y disminuyeran la dependencia de las
mercancías importadas. Esta segunda generación de venezolanos quedan
huérfanos de padres debido a las guerras y cargan un alto grado de
resentimiento por quienes consideran que son los responsables de su
desgracia. Los padres de estos venezolanos huérfanos son los caudillos
militares, quienes, después de la guerra, pasaron a ser los jefes
políticos y comandantes de armas de las regiones. En los meses de
febrero, marzo de 1868 el planeta Saturno se encontraba en Sagitario y
el nodo norte en Virgo y es cuando comienza el gobierno azul de los
Monagas El 25 de marzo de 1868, el general José Tadeo Monagas se
pronunció contra las autoridades. En un manifiesto desde El Roble,
dirigido a sus amigos personales y políticos, expresó su preocupación
por el angustioso estado de Venezuela a la que calificó como "el más
desgraciado entre todos los combatidos países de Sudamérica" que sólo
conservaba la virtud de de sus habitantes y el territorio sobre el que
el que ellos vivían. Criticó la desaparición de la moral, de la
obediencia, pues quien mandaba no lo hacía con respecto hacia la ley.
Eso traía como consecuencia el deterioro económico. Sin embargo, no
infirió culpas, sino que propuso olvidar el pasado, restaurando la
paz.

En el segundo retorno de Saturno al Saturno natal de Venezuela, a
finales de 1869 este planeta le estaba haciendo por aspectos un
trígono al nodo norte que se encontraba en leo, por lo que las
condiciones estaban dadas para que un militar asumiera en la siguiente
generación, el control de Venezuela: El caudillo liberal Antonio
Guzmán Blanco. Habían pasado 58 años, desde aquel 5 de Julio de 1811 y
las guerras, insurrecciones y revoluciones no habían resuelto ningún
problema lo únicos que se beneficiaban eran los poderosos que estaban
en el gobierno. Tercera Generación de Venezolanos: 1870 - 1899 Antonio
Guzmán Blanco es el protagonista de esa generación de venezolanos
quienes ven en el caudillo a un padre que hasta se responsabilizó por
la educación de sus hijos firmando un decreto de instrucción pública,
gratuita y obligatoria. Años donde el país comienza a asomar signos de
modernidad influido por sus gustos parisinos y su ideología masónica.
El país comienza a arrojar saldos favorables en su economía y se crea
al bolívar como moneda nacional Este período finaliza con la muerte de
Guzmán Blanco (1899) y el inició de la dictadura de Cipriano Castro.
Para 1899 Saturno vuelve a pasar factura desde Sagitario apoyado
también por el Nodo Norte en ese signo. Una conjunción planetaria que
exigía que el país comenzará un siglo XX abriendo sus puertas a la
modernidad. Era el momento para estudiar, prepararnos, ser libres y
tener fe.

Cuarta Generación de Venezolanos: 1900 - 1928 Esta generación está
marcada por dos andinos "compadres" que se quedan en el poder:
Cipriano Castro y Juan Vicente Gómez quienes utilizan todas las formas
de violencia contra la nación. Ambos caudillos conforman la hegemonía
tachirense y para permanecer en el poder se apoyarían con el ejército
y con los negocios que hacían con compañías extranjeras. Dos gobiernos
que marcan a una generación de venezolanos de padres ausentes ya que
ambos tuvieron una infinidad de concubinas con quienes llegaron a
tener un centenar de hijos. Juan Vicente Gómez tuvo 74 hijos censados
y Cipriano Castro unos 22 Fuente:
http://ramonurdanetavenezuela.blogspot.com/2012/02/esposas-y-amantes-de-los-presidentes.html
Este período finaliza en 1928 con unos estudiantes que dan inicio a la
"Generación del 28" Ellos protagonizaron un movimiento de carácter
académico y estudiantil que derivó en un enfrentamiento con el régimen
de Juan Vicente Gómez. Para esa fecha el planeta Saturno volvía a
estar en Sagitario, pero esta vez haciéndole oposición al Nodo Norte
en Géminis. Eso astrológicamente significaba que aun esos estudiantes
tenían que crecer y madurar. Llegarían a ser premiados y a recoger los
frutos de sus esfuerzos en el próximo retorno de Saturno, unos 29 años
después.

Quinta Generación de Venezolanos: 1929- 1958 Una generación marcada
por militares andinos en el poder desde Gómez hasta Pérez Jiménez. Los
últimos 10 años tuvieron como protagonista a un militar que tenía el
mismo nodo en Piscis de Simón Bolívar y tenía el sueño de modernizar y
cambiar a los venezolanos. Como dato curioso el día que la dictadura
de Pérez Jiménez cae, el planeta Saturno está a los mismos grados del
Saturno natal de la carta natal de Venezuela: 21 grados de Sagitario.
Se estaba cerrando un ciclo en Venezuela. Habían pasado 147 años y 5
retornos de Saturno desde aquel 5 de Julio y los venezolanos pensaban
que por fin la democracia traería una nueva forma de gobernantes. Unos
meses después de la caída de Pérez Jiménez, el 31 de octubre de 1958,
cuando se firma el pacto de Punto Fijo para lograr una coalición de
las 3 fuerzas políticas (AD, COPEI, URD), el planeta Saturno y el Nodo
están formando en el cielo un sextil, igual que en 1810 cuando es
declarada la independencia el 19 de Abril.

El 7 de Diciembre del 58 tuvimos las primeras elecciones de la era
democrática y es electo Rómulo Betancourt un líder de la generación
del 28, esta vez Saturno premia el esfuerzo y quiere un gobierno con
orden y estructura conservadora. Lo malo de ese Saturno en Sagitario
es que su visión es estrecha favoreciendo sólo a unos pocos. Sexta
Generación: 1959 - 1987 Años de democracia signados por el
bipartidismo de Acción Democrática y Copei. Para finales de esa
generación los venezolanos estábamos viviendo un control de cambios
RECADI que era utilizado por funcionarios públicos, empresarios,
políticos y particulares para traficar influencias, otorgar y recibir
privilegios, ventajas económicas, evadir leyes y lucrarse. Para enero
de 1988 un Saturno en Sagitario cuadrado a un Nodo Norte en Piscis
estaba indicando que vendrían tiempos de restricciones. Ya se habían
acabado el tiempo de las vacas gordas. Los venezolanos necesitábamos
esforzarnos si queríamos recoger buenos frutos para la próxima
generación.

Esta configuración planetaria entre Sagitario y Piscis fue la misma
que trajo por segunda vez al poder a José Antonio Páez en el siglo
XIX. Ahora en el siglo XX, esa configuración contribuiría a traer por
segunda vez al poder a Carlos Andrés Pérez Séptima Generación: 1988 -
2016 Nos estamos acercando a otro retorno de Saturno en Sagitario que
es cuando recogeremos lo sembrado en esta generación. Adicionalmente a
ello estamos limpiando el karma de nuestros antecesores quienes
contribuyeron a que nosotros estuviésemos en este pedazo de territorio
que se llama ahora República Bolivariana de Venezuela. No es casual
que para 1999 cuando se crea la V República y se le cambia el nombre
al país, el planeta Saturno estaba transitando en modo retrógrado.
Algo del pasado debía ser enmendado y corregido. En estas 7
generaciones fueron los jóvenes que apostaron por el futuro de
Venezuela: el 12 de Febrero de 1814 con la Batalla de la Victoria, la
generación del 28, el 23 de enero del 58, el 11 de Abril del 2002.
Está séptima generación de venezolanos trae toda la carga de memorias,
sufrimientos, miedos, resentimientos, rabias de quienes lucharon por
tener un mejor país. Algunos perdieron la vida como Mónica Spear sin
poder ver el desenlace de este capítulo en la historia venezolana.
Otros venezolanos están actuando y no es casual que dos líderes de la
oposición venezolana sean Leopoldo López, Henrique Capriles Radonsky
quienes en un estudio realizado por el Instituto Venezolano de
Genealogía indica que son descendientes de Simón Bolívar.
http://www.ivgenealogia.org.ve/index_archivos/trabajos.htm Cuantos
bisnietos de Juan Vicente Gómez hay ahora en Venezuela? Y de Cipriano
Castro? Y de Ezequiel Zamora? Y de Maisanta? Es obvio de que en
nuestros genes hay resentimiento, rabia, impotencia y eso se refleja
en lo que estamos viviendo en la actualidad. Antes eran los negros,
los esclavos, las mujeres quienes reclamaban sus derechos, ahora lo
hacen los motorizados, los empleados, los damnificados. En todos los
casos tenemos situaciones de exclusión que se siguen arrastrando de
generación en generación. Ya para finales de este año y
específicamente para el 2015 el Nodo Norte volverá a estar en libra y
le hará un sextil a Saturno en Sagitario, igual que en 1810 que
significo el inicio del proceso para liberarnos del yugo español. En
aquella época éramos Capitanía de España. Ahora para muchos seguimos
estando bajo el dominio de otros que siguen apoderándose de nuestras
riquezas. El universo nos volverá a regalar otra oportunidad para que
en Venezuela hagamos las cosas diferentes, siempre y cuando tomemos
conciencia y revisemos con mucha integridad cuál es la causa raíz de
que en estos momentos estamos atrayendo esta situación. El ver nos
hará LIBRES!! Fuente Enriqueta Bruni Blog